Cambios introducidos en los Pagos Online por la Directiva PSD2

10 octubre 2019

El marco de las transacciones comerciales y los servicios de pagos digitales se ha visto afectado por las nuevas regulaciones que introduce la Directiva PSD2, que tiene como objetivo incrementar el control y la seguridad en los pagos online, proteger al usuario, agilizar los procesos y simplificar las transacciones mediante la reducción de intermediarios, todo ello a través de la tecnología.

Hasta la actualidad, la verificación / identificación del usuario a la hora de realizar un pago se obtenía a través de los datos de la tarjeta bancaria (número, fecha y CVV) y una clave que recibía el usuario vía SMS a su móvil como método de confirmación de identidad.

A partir de ahora, esta nueva normativa obliga a las entidades bancarias y comercios electrónicos a usar la autenticación en 2 pasos (2FA), que procede a comprobar la identidad del consumidor con 2 métodos de 3 posibles. Esto es el SCA (Strong Customer Authentication) que identifica a la persona en base a 3 factores, y al menos dos deberán utilizarse por parte de las empresas de pago como los bancos.

En cuanto a la protección del consumidor en caso de Fraude se especifica que, en caso de pagos no autorizados, el usuario solo será responsable de pagos hasta 50€ y el restante corregará a cargo del proveedor.

Además, el proveedor tendrá que devolver el importe defraudado el mismo día que se haya cometido el fraude, siempre que el usuario niegue haber autorizado la operación y la empresa no pueda demostrar lo contrario.

Otro de los objetivos de la Directiva PSD2 pasa por agilizar y simplificar los procesos de pago de forma que se mejore la experiencia de usuario. Las plataformas de pago deberán estar integradas en la página de tienda online, de forma que todo el proceso se ejecute dentro de la misma web, y no se lleve al usuario a una pasarela de pago externa como ha ocurrido hasta ahora en los ecommerce que no tienen su propio servicio de pago.

Este hecho generará una mayor competencia entre las grandes empresas y las PYMES, ya que el proceso será similar tanto en una pequeña tienda online como en un gran ecommerce, siendo el resultado principal un mayor beneficio para el consumidor.

Se trata de reducir el número de actores que participan en una transacción electrónica, por lo que la forma que conocemos hasta ahora, en la que era necesaria la tarjeta de débito o crédito, sufrirá un gran cambio con la autenticación de doble factor, ya que no será necesario incluir a este intermediario en la transacción. De este modo se agilizan los procesos de transacciones online.

El modelo hasta ahora contaba con 4 agentes, comercio, proveedor de pagos, compañía de la tarjeta y entidad bancaria. Con la nueva normativa, la transacción podría efectuarse únicamente con 2 agentes, comercio-banco.

Se traduce en mayor confianza para el usuario y agilidad, lo que reducirá el número de abandonos en el proceso de compra. Según estimaciones de Mitek, un 52% de abandonos del proceso de compra se produce por la desconfianza que genera al usuario la redirección a páginas externas durante el mismo.

Otro aspecto novedoso es la apertura del acceso a cuentas de los clientes de un banco a terceros, previa autorización del usuario. Es lo que conocemos como OpenBanking y su objetivo es agilizar las transacciones aglutinando en una única plataforma toda la información financiera de una persona. De este modo, se reducirán costes en las transacciones y se evitarán retrasos.

En excelia contamos con expertos en Transformación Digital con un amplio expertise en el apoyo a empresas que desean digitalizar sus procesos y pueden ayudarte en la adopción de las nuevas obligaciones que sufren los pagos online.

¡Contacta con nosotros y solicita información sin compromiso!

Comparte este artículo
Un hombre de negocios sujeta un periódico que habla de negocios
¿Necesitas ayuda? / Need help?

¡Escríbenos! / Contact us!

¿No se puede leer? Cambiar texto. captcha txt